INFORMACIÓN COVID-19

Entradilla

COVID-19: información para garantizar la seguridad en el Transporte Público

Body

Las empresas operadoras de Transporte Público tienen el compromiso de continuar ofreciendo a la ciudadanía el servicio más amplio posible, especialmente en las horas punta de mayor afluencia, y con las máximas garantías sanitarias al alcance del sector.

Para ello, se cuenta con un factor que es clave: el comportamiento responsable de las personas usuarias ante las recomendaciones efectuadas por las autoridades sanitarias, lo que permite que el riesgo de contagio en el transporte público sea muy bajo.

El servicio prestado por Euskotren, y el resto de empresas operadoras, tiene en cuenta las directrices marcadas por la Administración Pública en materia de salud, economía y transportes, así como las recomendaciones de organismos nacionales e internacionales de los sectores implicados en el transporte de viajeros/as. El servicio de las operadoras vascas de transporte público es fundamental para satisfacer las necesidades de movilidad y garantizar la continuidad de la actividad socioeconómica, teniendo en cuenta las siguientes recomendaciones de Salud Pública:


 1) USA MASCARILLA: por tu seguridad y la del resto de personas usuarias, recuerda que es obligatorio utilizar mascarilla en el transporte público. Cubre bien boca y nariz, sin espacios entre la cara y la máscara. Cámbiala cuando esté humeda o se deteriore. Lávate las manos antes y después de su uso. Quítatela desde la sujección de las orejas. Y no toques la parte delantera (si lo haces, lávate las manos).


 2) CUIDA LA HIGIENE: desinféctate las manos y evita el contacto con cualquier superficie. Además, recuerda que es importante que evites tocarte los ojos, la nariz y la boca. Se recomienda utilizar gel hidroalcohólico al subir y bajar, para disminuir aún más el riesgo de infección.


 3) VIGILA LA DISTANCIA Y VIAJA EN SILENCIO: muévete por el andén y el tren para lograr la máxima distancia posible con el resto de las personas usuarias. En los momentos de mayor afluencia de viajeros/as (horas punta) en los que, en ocasiones, no es posible mantener la distancia recomendada, se hace más necesario si cabe respetar el cumplimiento del resto de recomendaciones y viajar en silencio. El Consejo Superior de Investigaciones Científicas (CSIC) ha identificado esta medida como un factor muy positivo para reforzar la seguridad y disminuir los bajos riesgos de infección.


Todo ello, teniendo en cuenta que no existe una medida perfecta y que la mejor protección proviene de combinar varias medidas, unas dependientes de las empresas operadoras y sus equipos humanos propios y externos, y otras de las actitudes y comportamientos de todas las personas que utilizamos los servicios de transporte público. Cada medida tiene su propio efecto. Y la combinación de varias medidas contribuye de manera decisiva en la reducción del bajo riesgo de infección.
 

Entre las medidas adoptadas por las empresas operadoras de ferrocarril, metro y tranvía se encuentran las siguientes:
 

  • Frecuencias máximas y disposición de la totalidad del material rodante operativo.
  • Limitación del uso de los sistemas de accesibilidad vertical (ascensores).
  • Refuerzo de la seguridad en convoyes y estaciones.
  • Desincentivación del uso del billete físico.
  • Restricción del pago del título de viaje en metálico en aquellas taquillas con personal, salvo en el caso de las estaciones ferroviarias de Hendaia e Irún, debido a la existencia de clientela no nacional.
  • Refuerzo de las labores de limpieza y desinfección en el material móvil, estaciones y paradas.
  • Mejoras en los sistemas de ventilación para garantizar la renovación del aire.

 
Por lo que respecta a los servicios de autobuses urbanos e interurbanos, estas son las medidas comunes:
 
• Frecuencias máximas y disposición de la totalidad del material rodante operativo en la totalidad de líneas que mantienen un porcentaje significativo de viajeros/as (mayor del 25% del volumen ordinario).
• Reducción de servicios en aquellas líneas que no mantienen un porcentaje significativo de ocupación (menor del 25% de la ocupación ordinaria). Por ejemplo, la línea Bizkaibus entre Bilbao y el aeropuerto de Loiu mantiene un 50% del servicio para una ocupación del 20%.
• Instalación de mamparas de protección para conductoras y conductores.
• Restricción, en la medida de lo posible, del pago del billete en metálico, dada la imposibilidad legal de su supresión.
. Refuerzo de las labores de limpieza y desinfección en el material móvil, estaciones y paradas.
 
Más información sobre COVID-19 en https://www.euskadi.eus/nuevo-coronavirus-covid-19/